8 de octubre de 2007

La fiesta de la Virgen del Pilar

- Como ya sabéis, este viernes no hay clase. Celebramos en toda España la fiesta de la Hispanidad, que coincide con la fiesta de la Virgen del Pilar.
- Karim: "Pues Walid y yo no venimos ni el lunes ni el martes."
- ¿Por qué?
- "Porque celebramos el fin del Ramadán. Mataremos un cordero y nos lo comeremos entre todas las familias"
- Paloma: "Qué morro. Pues yo tampoco vengo."
- A ver, niños. En todas las religiones existen días señalados donde se celebra alguna cosa. Tenemos que aprender a respetar las diferencias que hay entre las distintas religiones del mundo.
- Diego: "¿Y por qué ellos tienen dos días y nosotros sólo uno?"

Llevo relativamente bien el programa de Lengua, de Conocimiento del Medio, hasta el de Inglés (aunque muchas veces me pregunto qué hago tratando de enseñar inglés a niños que no saben hablar ni escribir español). Pero en las cuestiones religiosas me temo que tarde o temprano descubrirán mi ateísmo. Y, sinceramente, no sé si eso es bueno para ellos.

7 comentarios:

Mariano dijo...

Yo creo que no sólo es bueno, sino que es necesario.
Si pretendes transmitirles el respeto, que sé que lo harás porque lo haces siempre, el ateísmo entra dentro del abanico de cosas que deben conocer y respetar.
¿Cómo? Yo qué sé, leches, que yo no soy maestro, que sólo soy un corrector de diptongos varios...

Anónimo dijo...

Tu ateísmo no es una cosa que les debas de ocultar a tus alumnos, ni tampoco alardear de él. Si sale el tema en clase, pues lo natural sería hablar de él, lo mismo que yo les expliqué lo que son los agujeros negros porque el otro día en clase estaban preguntando cosas de Conocimiento del Medio y salió el tema. En fin, ya sabes, el conocimiento nos hace más libres...

Clandestino dijo...

Ese Diego apunta alto, sí señor.
Dentro de poquito, lo mismo los niños no quieren faltar a las clases del abuelo, no?

Viguetana dijo...

Totalmente de acuerdo con Mariano. El ateísmo es una opción personal más. El día que salga el tema, se les explica igual que las demás opciones religiosas.
En mi humilde opinión, claro.

(Vengo de parte de Clandestino.)
:)

La interrogación dijo...

Tú les enseñas, no tienes que convertirlos ni predicar el evangelio.
Más vale que sepan de valores y los interioricen. Mejor que simplemente sean buenas personas.

mexileña dijo...

Es necesario que sepan que hay una parte muy importante de la población que es atea, que conviven con otros religiosos. Y que es una opción igualmente válida y no excluyente.

Anónimo dijo...

hola.
pues angel te he pillao.
ya se que eres ateo. no me importa, yo soy cristiana de las que van a la iglesia los domingos y me da igual que alguien sea de una religion que de otra.
alba.