20 de enero de 2009

Les escribo a ellos

Alguna vez me han preguntado (mi familia, mis amigos) si no es un poco raro, o inconveniente, o peliagudo, o poco precavido, o demasiado atrevido escribir este blog sabiendo que madres, padres y alumnos lo leen (lo que no sucedía desde el principio). Quizá tengan razón, porque me lo preguntan los que me quieren; pero yo no lo veo así (quizá por eso, porque soy demasiado intrépido). Fui muy consciente, desde que volví de nuevo a ser maestro, que quizá alguna madre me leyera. Incluso algún padre. Y, por tanto, quizá también algún niño. Ahora, afortunadamente para todos nosotros, pero principalmente para mis alumnos, son cada vez más los que tienen internet en casa -aunque, en mi opinión, la albabetización digital va demasiado lenta-. Aún así, y aunque no lo supe a ciencia cierta hasta meses después, aquí se han vertido comentarios por parte de, al menos, una madre, desde el principio. Para mí no ha sido, ni mucho menos, algo incómodo; como tampoco lo ha sido que me leyera, y contestara, alguna niña.

Pero si alguien me pregunta para quién escribo -como no me lo pregunta nadie, me lo pregunto yo-, yo diría que, en el fondo, y aunque no lo parezca, les escribo a ellos. Para que, dentro de unos años, se acuerden de su maestro. Uno escribe para que se acuerden de él. ¿O no?

____________________
Bonus Track: Esta entrada es ya muy vieja. De la época en la que aún no era maestro (de nuevo).

7 comentarios:

Chedor dijo...

Ángel, te leemos (iba a decir a diario, pero ya no escribes casi a diario, lo siento) te leemos, repito, madres y padres, alumnas y alumnos y, también, compañeras y compañeros. Lo sabes, ¿verdad? Y nos gusta porque escribes con el corazón (suena un poco curso pero es la realidad).
Un abrazo.

Cat-A dijo...

Yo creo que escribes a todo el mundo, proque si no nos mandarías cartas o e-mails privados a nosotros, digo yo...

¿no?

JOAKO dijo...

¡Ojalá los maestros de mis hijos escribieran un blog!
Nada de lo que te he leido es ofensivo, discutible lo es todo, pero ofensivo creo que no hay nada.
En ocasiones olvidamos que nuestros hijos pasan muchas horas con maestros de los que desconocemos casi todo, y nos parece de lo más normal...

Rodros dijo...

Y supongo que también te escribes a ti mismo, no? Y como prueba, ahí está la entrada que has enlazado.

Marona dijo...

Bueno, yi sí que escribo un poco para los demás, pero escribo sobretodo para acordarme yo de las cosas :)
¡Un abrazo!

mjq dijo...

Estoy de acuerdo con Joako, a mí me gusta saber con quién pasan mis hijos más tiempo casi, que conmigo. además el que escribe eres tú, y puedes decir lo que quieras, ¡faltaría más!.

Irreverens dijo...

Yo escribo para evadirme, mayormente.
:)

¡Ayer os vi en la retransmisión desde la Clandestina! Qué bien te quedan la boina y la bufanda de rayas, Mújol.

Saludos y recuerdos.